18 de septiembre de 2021

Tv quinta region

Tv Autogestionada

Subsecretario del Patrimonio Cultural: «No existe una despreocupación del Estado con Valparaíso»

image_pdfimage_print

Emilio de la Cerda sostuvo que además la problemática subyace en dos puntos, la limitación de administración de la Municipalidad para con el casco histórico propuesto por la Unesco, y la ley de monumentos que data desde 1925.

El día de hoy en conversaciones con Emol, el subsecretario del Patrimonio Cultural, Emilio Cerda, entregó sus impresiones en lo que respecta la crisis en que se encuentra la rama en la comuna de Valparaíso, tras la serie de dimes y diretes nacida a través de la caída de la fachada del Tradicional Bar Inglés, sitio que se encontraba cerrado hace más de un año y que previo a la pandemia funcionaba como cocinería.
Al respecto, negó que desde el Estado haya despreocupación en torno a la Ciudad Puerto, afirmando que «Lagos hizo un esfuerzo muy grande para hacer repuntar a Valparaíso. En el 2000 se planteó un programa para levantar la ciudad. Algunas cosas se concretaron positivamente como la construcción del camino La Pólvora, o la apertura costera con el paseo Wheelwright (…) el Presidente Piñera, en su primera gestión, realizó una compra de varios ascensores para mantenerlos, y salvó a los Trolley de su desaparición».
En esta dirección, de la Cerda explicó que toda la crisis se basaría principalmente en la administración del sitio histórico a cargo del municipio e instaurada por la Unesco, como así también la leu de Monumentos Nacionales que está vigente desde 1925.
«Hay un tema con el administrador del sitio, dado que no está funcionando. De hecho, esto es un consenso que tenemos con el municipio actual. Nosotros firmamos un convenio con el alcalde Sharp para poder cambiar la figura de la administración, y así poder inyectar distintos recursos que levanten la zona patrimonial», afirmó.
Asimismo, en cuanto a la legislación vigente, sostuvo que las «zonas patrimoniales como Valparaíso necesitan tener un marco normativo actualizado. No podemos tener una ciudad patrimonial que no tenga ningún beneficio del Estado por tener esa calificación. Y esto se debe a la obsolescencia de la ley de Monumentos Nacionales»
La crítica de de la Cerda fue más directa, señalando que el actual reglamento contempla que cualquier cambio a un edificio patrimonial debe ser consultado a con consejo en Santiago quien está altamente demandado, siendo muy lento para reaccionar. Además, al estar alejado de las regiones no tiene el territorio puesto en las venas, desconociendo la urgencia de ciertos proyectos».